Cómo bajar de peso todos los días

La alimentación es la responsable del 70% para poder bajar de peso; el otro 30% es el ejercicio.

Haciendo esto vas a poder bajar esos kilitos extra y te vas a sentir con más energía.

#1 Haz un calendario

Anota citas con doctores, reuniones con amigos, juntas de trabajo y todo lo que te quite tiempo, así vas a poder ajustarte para dedicarle un rato al ejercicio y no tendrás pretexto para no moverte. Procura hacer ejercicio mínimo tres veces a la semana. No tienes que encerrarte en el gimnasio, puedes hacer nuestras fitness sessions desde tu casa o hasta salir a caminar.

#2 Organízate

Es importante que todo tu outfit para hacer ejercicio esté preparado para que no estés corriendo al día siguiente porque no encuentras los calcetines. Deja todo preparado para que no pierdas tiempo en estos detalles.El fin de semana es buen momento para hacer listas de reproducción para inspirarte en los entrenamientos, todo con música es más fácil y agradabe.

#3 Prepara tu comida

Siéntate y piensa en todo lo que vas a comer en la semana, desde snacks hasta comidas principales. Tampoco te compliques, haz cosas que sean fáciles de preparar y sobre todo saludables.
El domingo ve al super o mercado, compra lo que puedas y adelanta tareas que te quitan tiempo en la semana como lavar y guardar.
Puedes preparar una olla de sopa de verduras y congelarla, preparar cinco ensaladas diferentes y ponerlas en un tupper y así te aseguras de comer equilibrado. Siempre trae en tu bolsa un poco de nueces, arándanos o frutos secos para los antojos.

#4 Toma agua tibia en las mañanas

Puede ser té o agua tibia con limón, el chiste es activar el metabolismo para mejorar la digestión y empezar el día de la mejor manera.

#5 Duerme

Aquí está la solución, si te duermes temprano vas a poder despertar más rápido. Además durante el día te vas a sentir más activa y obvio, más productiva. Calcula tus tiempos e intenta dormir siete horas mínimo, esto te ayuda a evitar el estrés.Suena raro, pero haz la prueba y mejora estos hábitos por una semana y empieza a notar la diferencia. Todo está en los detalles, ¡cuídate!