[dropcap]L[/dropcap]a miel es una gran fuente de hidratación para la piel.  Ésta está compuesta de numerosos minerales, vitaminas hidrosolubles pertenecientes al grupo B, indispensables para la epidermis y de ácido fólico (B9). Sin, embargo, su efecto se incrementa si se mezcla con otro alimento aliado para la piel: la avena.

La avena, además de ser ideal para reducir el colesterol poseer beneficios para la piel ya que es un excelente exfoliante que te permite remover las células muertas lo que hace que la epidermis luzca más hermosa y fresca.

Para mantener una piel saludable es necesario que en tu rutina diaria exista una alimentación balanceada y una dosis de ejercicio regular. Recuerda que tu salud está en tus manos.

¿Como se hace?
Pulveriza (haz polvo) 4 cucharadas de avena natural usando tu licuadora,
A la avena agrega 3 cucharadas de miel de abeja y 3 cucharadas de leche, mezcla muy bien y isto!

Aplicala sobre tu piel limpia y deja actuar por 30 minutos luego enjuaga con agua.

Hazlo 2 a tres veces por semana.